Diabetes en los perros, síntomas y tratamiento de la enfermedad

La diabetes es una enfermedad que aparece cuando las células del páncreas no producen suficiente Insulina. La falta de esta proteína en la sangre provoca que las células del cuerpo del perro no puedan absorber suficiente glucosa. Por tal motivo quedan en sangre niveles excesivamente altos de glucosa.diabetes - veterinarios mollet

En Clínica Manescalia Veterinaris Mollet hemos puesto en marcha una campaña para la detección y tratamiento de la Diabetes en perros. Durante el mes de Noviembre puedes beneficiarte de un análisis de glucosa sanguínea por 6.40 .

Síntomas

Consulta con tu veterinario si observas en tu perro algunos de estos síntomas:

  • Bebe mucha agua.
  • Orina frecuentemente.
  • Tiene hambre siempre.
  • Pierde peso a pesar de comer más.
  • Pérdida de visión por la aparición de cataratas.

Tratamiento

Todas las pautas que detallamos a continuación tienen un objetivo común. Devolver al perro con diabetes su calidad de vida anterior. Esto se consigue minimizando los síntomas descritos anteriormente. Hay que evitar posibles complicaciones que puedan terminar en una hipoglucemia o, peor aún, en una cetoacidosis diabética.

Es muy importante seguir una rutina regular y mantener las siguientes pautas de control:

  • Empezar una insulinoterapia con inyecciones regulares de insulina.
  • El perro debe hacer ejercicio a diario.
  • Controlar la nutrición con una alimentación correcta.
  • Valorar con tu veterinario la esterilización, especialmente en el caso de las perras.

Con estas sencillas normas de vida el perro volverá a tener su actitud y vitalidad anteriores.

Ejercicio

Intensificar la actividad y ejercicios del perro tiene como objetivo consumir la glucosa sobrante. Esto ayuda a regular su nivel en sangre ya que no puedo hacerlo de manera natural por la falta de insulina. El ejercicio deberá ser de la misma intensidad a la que estaba acostumbrado. Se procurará que el perro salga a pasear de manera regular. Una actividad desmedida o más intensa de la habitual podría terminar en una hipoglucemia. Consulta con tu veterinario para regular estas pautas en el caso de cada mascota.

Dieta

El control de la nutrición en un perro con diabetes es imprescindible. Consulta con tu veterinario el tipo de alimentación más adecuado, en qué cantidad y con qué frecuencia. La norma general será fraccionarle la dosis de comida en dos o tres veces. Hay que evitar las golosinas y los aperitivos entre horas.

Consejos sobre nutrición:

  • Escoge con tu veterinario una alimento especial adecuado a su peso y dosis de insulina.
  • Cambia los criterios de su dieta adaptándola a las siguientes pautas:
  • Pienso rico en fibras.
  • Alto contenido en carbohidratos.
  • Que tenga pocas grasas.
  • Ponerle la comida en unas dos veces al día.
  • Inyectarle la insulina después de las comidas.

Con todas estas sencillas normas y cuidados tu perro volverá a disfrutar de una vida plena y ha compartir juegos y alegrías.